Pagar o cobrar el servicio freelance por adelantado: las dos caras de la moneda

Tema delicado para todos el que contrata un servicio freelance, ya sea de redacción, marketing, diseño gráfico, edición, programación, etc…, pero la verdad, el momento del pago siempre es un asunto que tilda a ambas partes, tanto al contratante como al contratado.

He estado de ambos lados porque he pagado por servicios freelance que yo no sé hacer, y sí, me ha tocado pagar por antes porque de lo contrario no se trabaja. Esto es perfectamente entendible y en su momento, pagué sin peros de por medio porque precisamente, yo suelo estar del otro lado.

Claro, no siempre cobré mis habilidades antes de ponerme a trabajar, al menos no cuando comencé en el mundo de la redacción, pero admito que tuve mucha suerte en este aspecto porque nunca fui estafado.

Por esta razón decidí comenzar este artículo, para situar las ambas caras de la misma moneda: freelance y el interesado en tus habilidades. ¿Debes cobrar por adelantado, y si es así, cuánto? ¿Por qué debes pagar antes, y si es así, cuánto?

¿Por qué debo pagar antes si contrato un servicio freelance?

Las razones son simples ya que al contratar un servicio freelance, hay un costo mínimo de inversión que debe hacer el freelancer, desde el momento en que está hablando contigo para saber si contratas o no, sus habilidades: Internet, electricidad y tiempo, por mencionar los más básicos.

 Aunque estos ya debería tenerlos costeados, automáticamente se incorporan en los gastos del frelancer que debe cubrir y por ende, desde el momento en que te interesas en sus habilidades deberían ser costeadas.

Ahora bien, si quieres sus servicios freelance ya el asunto es otro y es que incluye desde ese momento un trabajo que consumirá los servicios mencionados y contenido intelectual, tiempo de aprendizaje de sus habilidades, equipo de trabajo, herramientas, etc.

¿Cómo sé qué freelance puedo pagarle por adelantado?

¡Aquí entra el verdadero problema del contratante del freelancer! ¿Tú lo culpas? Porque yo no, en lo absoluto. Hay demasiados pillos en la web para confiar a ojos cerrados en cualquier vendehúmos que te llega ofreciéndote sus habilidades, pero como dijo un colega de trabajo hace unos días, esto depende de tu discurso para convencer al cliente de tu profesionalismo.

Puedes pagar por adelantado al freelance bajo una serie de condiciones que te demuestren sus habilidades, profesionalismo, compromiso, portafolio de trabajo y de ser posible, reseñas de clientes satisfechos.

  • El discurso de su marca te convence de que resolverá tu problema.
  • Ha demostrado profesionalismo en su trabajo mientras conversa contigo de la propuesta.
  • Tiene un portafolio de trabajo organizado y accesible a ti como cliente.
  • Cuenta con recomendaciones de clientes previos que puedes comprobar.

¿Cuánto debo pagar como anticipo?

Hay quienes cobran todo el trabajo por adelantado –sí, yo tengo esa misma cara que tú ahora mismo–, pero lo ideal, si me lo preguntas a mí, es cobrar el 50% del trabajo antes de proceder a realizarlo. En caso de alguna infracción en el trabajo, plataformas como PayPal permiten hacer reclamos y recuperar el dinero.

Una regla que aplico es cobrar el 50% restante cuando ya he entregado el 70% del trabajo. Es decir, si entrego 7 artículos de 10, solicito con el cliente que me pague el monto faltante porque en breve entregaré lo restante del pedido. Ahora, considera esto como contratante de un freelancer:

  • No utilices plataformas que no permitan hacer reclamos.
  • Nunca realices un pago del 100% antes del inicio del trabajo.
  • Establece un plazo de tiempo mínimo para la entrega del primer borrador/muestra/pedido.

¿Por qué debo cobrar un anticipo por mi trabajo?

Si ya leíste el título anterior puedes hacerte una idea, en caso contrario; basta con decir que tienes que cubrir gastos de equipo como herramientas, tiempo, servicios básicos, contenido intelectual, etc… Así que la mejor forma de comenzar a cubrir lo que tu cliente te solicita es cobrando desde el inicio.

Sin embargo, la razón principal es para evitar estafas por contratantes que apenas reciban el trabajo se desaparezcan como El Mago Merlín, dejándote sin contenido elaborado ni remuneración alguna por el esfuerzo hecho. Además, comprobarás que el cliente está convencido de tus habilidades.

¿Cuánto y cuándo debo cobrar como anticipo?

Como ya he comentado, cobrar el 50% es lo ideal, independientemente de tus servicios freelance ofrecidos, el problema viene al momento de saber cuándo debes cobrar ese 50% con el cliente o no. Algunos me dirán que siempre y en todo momento, entiendo que debería ser la regla general, pero no es lo que yo aplico.

Tengo 3 o 4 clientes a los que no les cobro hasta entregar todo el trabajo, principalmente porque ya he trabajado con ellos y tengo acceso total a sus diferentes portales web *risa malvada*. ¿Por qué no cobras todo desde el principio? Me preguntarás, simple… Detesto trabajar con pago por adelantado, pero esto ya es un asunto personal y sólo válido con clientes fidelizados.

Conclusión del pago por adelantado

El servicio freelance te tiene leyendo esto y a mí redactando y maquetando, por lo que has de saber que el primer pago es un puente de confianza entre contratante y contratado. Si paga por el servicio tras conversar contigo porque se satisfizo con tu discurso de marca, portafolio, proyección, compromiso y reseñas de clientes previos.

Si contratas a alguien pero no te convences de pagar un anticipo antes de comenzar el trabajo, tienes dudas sobre su profesionalismo, discurso, portafolio y demás… ¿Contratarías a alguien que no te inspira confianza y seguridad? Mejor sigue buscando hasta encontrar al freelance con el que sientas que puedes cerrar los ojos, pero recuerda esa primera consideración que te dejé arriba: No utilices plataformas que no permitan hacer reclamos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *